CASA DE EMPEÑO Y APUESTAS

La proliferación de las casas de empeño y de las casas de apuestas, son dos consecuencias de la crisis social, cultural y económica que padecemos, que dan una idea del permanente estado de necesidad en que viven más de la mitad de los que habitamos en este país.

Sin embargo, el problema no se reduce a la extrema pobreza, pobreza alimentaria o pobreza a secas del común de la gente, porque es la sintomatología de un cuerpo social enfermo, que sufre un proceso degenerativo a causa de la aplicación draconiana de las políticas neoliberales que lo han minado en su fortaleza y espíritu.

El común de la gente debido a su pobreza, no es sujeto de crédito de la banca en nuestro país, por eso, ante una urgencia, se ve en la necesidad de recurrir al agio de las casas de empeño, que aprovechándose del estado de necesidad, exprimen a quienes recurren al empeño de sus escasas, pero valiosas (para ellos) pertenencias, las cuales debido a los altísimos intereses terminan pagando varias veces y de paso, al final se quedan sin ellas, cuando el usurero los deja literalmente en la calle.

Ahora bien, si al estado de necesidad, se le agrega la soledad, la desesperanza o la falta de oportunidades, los casinos son un escape fácil de esa pesada realidad, razón por la cuál cada día vemos más ludopatas o adictos al juego, enfocando sus energías a lograr un golpe de suerte que los saque del profundo hoyo en donde se encuentran, sin embargo, desde que pisan las casas de apuesta su suerte esta echada, van camino a una perniciosa adicción que los llevará a la ruina, en todos los aspectos.

Por otra parte si a estos dos fenómenos sociales, se agrega la carencia de regulación legal de las apuestas y empeño, que limite la sed de ganancias y explotación de la gente y los obligue a trasparentar sus negocias y por otra parte, ponga fin a la publicidad engañosa y subliminal de estos negocios que aunque se diga dirigida a mayores de edad, las escuchan sin limitación y explicación los niños y loa jóvenes, creando un proceso de aceptación social de esta actividad como sin riesgo, estamos ante una verdadera bomba de tiempo, que cuando explote, serán incontables los pobres, en pobreza alimentaria, los pobres carentes de alimentos en pobres en estado extremo de necesidad, y las bandas de jóvenes delincuenciales.

el ciudadano.

1 comentario

Archivado bajo Colaboraciones

Una respuesta a “CASA DE EMPEÑO Y APUESTAS

  1. roberrto

    POR ESO LA UNICA SALIDA ES PONERSE A TRBAJAR,EN LUGAR DE ESPERAR QUE LA SUERTE,Y EL GOBIERNO LOS SAQUE DE LA RUINA ECONOMICA Y MORAL EN QUE VIVEN!….

    YO TRABAJE SIEMPRE,Y NO PADESCO DE ESOS MALES PROPIOS DE LOS ZANGANOS ,POCA LUCHA. HOLGAZANES, WUEVONES QUE ESPERAN QUE TODO LLEGUE DEL CIELO.SALUD.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s